Conócete un poco

Aunque te he dicho que hay que seguir la tendencia y animarse con las cosas, nunca te confundas. Si algo no es para ti, no insistas. Siempre va a haber cosas que no te favorezcan, que no vayan con tu cuerpo. Mejor que ni lo intentes. Lo primero, no vas a estar guapa y, lo segundo, no vas a ir a gusto. Y cuando alguien no va a gusto se nota, y mucho. ¿Te acuerdas cuando te decía que no había como sentirse guapa para que todo el mundo te mirase? Pues eso, solucionada la duda. Hay que estar muy segura de lo que se lleva, nunca te compres algo por comprar. Aunque tu madre te diga tal o tu amiga cual. Ellas no lo van a llevar, lo vas a llevar tú. O mejor dicho, la que lo tiene que lucir eres tú. Porque se trata de lucir la ropa, no llevarla sin más. La ropa puede ser algo más que ropa si tú quieres.
La tendencia marca lo que te vas a poner. Hay mucha gente que dice que no sigue la moda, o que no le gusta. Pero sin darse cuenta están comprando lo que la moda marca. Es algo inevitable.
Pero lo más importante es que conozcas tu cuerpo, e intentes sacarte el mayor partido posible. Siempre tendrás algo que explotar y algo que mejor esconder o disimular. Lo de esconder ha quedado un poco brusco, por que te toca vivir con ello y hay que saber llevarlo.
Son miles los detalles que tenemos que cuidar, pero no hay más que conocer el cuerpo de cada una para saber aprovecharlo al máximo. Y no siempre todo lo que se lleva nos quedará bien. Así que hay que saber pasar e ir a por otra cosa, que las tiendas están repletas de prendas, que esperan ser lucidas por ti. Que no se te olvide que la ropa está para lucirla. Y no para ir hecha un cuadro. Igual no puedes llevar una mini pero sí un escote de infarto, es lo que hay. Y hay que saber llevarlo lo mejor posible..

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *