Special K y yo II

Ya ha terminado mi plan Special K 15 días y no te lo vas a creer lo bien que me ha ido. El resultado ha sido espectacular: TRES kilos menos. ¡Qué fuerte! Estoy como loca de contenta, por no hablar de 2 centímetros menos de tripa -dichosa tripa que he acumulado de los dos embarazos…- y 1’5 menos de cadera, o de los pliegues cutáneos que también se han reducido en un par de puntos.

En cuanto a lo positivo de la dieta, me ha resultado muy fácil y cómoda de llevar. He descubierto las barritas Special K para entre horas, ideales para llevar en el bolso a cualquier sitio, además de riquísimas. Y en cuanto a lo negativo, puede que se te haga aburrido cenar todos los días cereales -ese es el detalle que le veo al tema-.

La doctora me ha comentado que es una dieta ideal para seguir durante seis semanas y luego descansar. Evidentemente,  el tipo de dieta es perfecta para que la lleves a cabo días alternos -cualquier día que te apetezca-. Supongo que te ayudará a mantenerte y equilibrarte.

Así que, ya sabes, ese par de kilitos fuera en cuanto quieras de la forma más fácil. Es cierto que mi vida va a mil por hora con los niños y no me da tiempo a tener hambre, así que ni me he enterado de esa sensación de hambre. La dieta me ha resultado de lo más saciante. No creo que vays a pasar hambre si te animas a hacerla. Desde luego, yo, desde aquí, te animo a que pruebes. Haz click aquí y encontrarás todas las pautas que hay que seguir para seguir el plan Special K.

Así que sólo me queda dar las gracias al equipo de Special K y de Netthink por confiar en mí y brindarme esta oportunidad.

¿Esperabas un resultado tan positivo? Yo la verdad es que no. ¿Te animas? Aunque casi mejor que te animes para después de vacaciones, ¿no crees?

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *